martes, enero 18, 2005

LA CARRETERA HAMBRIENTA de Ben Okri

La carretera hambrienta
The famished road
Ben Okri
Espasa-Calpe
1994
539


Argumento


Los Niños-Espíritus, son para la cultura / religión animista, seres que pueblan un mundo diferente al nuestro. Son los niños que nacen y mueren para volver a ese mundo ideal y que retiene en sus mentes la experiencia de todos los nacimientos y vidas que han tenido. Cierta vez uno de esos niños no quiere morir (no quiere volver a la vida ideal del más allá) y se queda para ayudar a su madre y su padre, y conocer esta parte de la vida con todas su consecuencias. Los otros niños "espíritus" tratarán de cualquier manera convencerle que vuelva a su mundo... La lucha por la vida en un barrio marginal de Nigeria mezclará a los vivos con los muertos; a la maldad y al bien; al odio y al amor; a la brujería... Dominados y cruzados por la carretera dueña del destino y raíz del pasado.


Mi Opinión


No sólo es un libro sobre lo fantástico, sobre las culturas animistas, sobre la naturaleza y la vida; sobre la lucha por la supervivencia; no sólo es eso; es un relato sobre la vida en África, sobre su manera de ver las cosas, sobre la vida diaria y lo extraordinario, sobre sus olores, sus colores, lo mágico, lo cruel, lo simple y lo diverso; sobre lo divino y lo desconocido; sobre la selva y la carretera, los ríos y los brujos; sobre... Es un libro imprescindible por su prosa, por lo que cuenta, por cómo lo cuenta y por ... Sin duda.

1 comentario:

  1. En este libro, se entremezclan muchas cosas, nos habla de la vida, de la muerte, del sufrimiento, la pobreza, el hambre, las creencias, las supersticiones, la cultura, la magia, las distintas visiones de las cosas, la adaptación y/o sumisión, la lucha, los débiles, los fuertes, los aprovechados, los que no tienen nada, los que creen tenerlo todo, los conflictos externos, el conflicto interior…

    A través de una especial historia y especial protagonista como hilo conductor, su autor muestra la realidad de África, de esos pueblos donde irrumpe el hombre blanco, la cultura occidental, y lo remueve todo y trastoca todo, empeorando los problemas ya existentes y creando otros nuevos. Y cómo los más desfavorecidos de entre los desfavorecidos, son los que acusan más los cambios que todo esto trae consigo.

    Todo es un continuo intento por sobrevivir.
    La frase final de la novela, resume la esencia de la toda la historia, de todas las historias, de todos los personajes: “Un sueño puede ser el punto más alto de una vida”. Y es a eso, a un sueño, a lo que se agarran fuertemente para seguir viviendo, y a través de su personaje principal, el “niño-espíritu”, representa, en cierto modo, la vida de todos los demás, la tentación de la muerte para dejar de sufrir o el aferrarse a un sueño, o algo que amamos…, eterno dilema. Solo los que más sufren se sienten entre estas dos únicas opciones. Representa la vida como una lucha constante.

    La magia, lo extraordinario, está siempre presente a lo largo de toda esta historia. Fantasmas, seres extraños de formas increíbles, invisibles, animales inquietantes…situaciones fuera de cualquier orden natural, a veces son metáforas, bueno, quizás todas lo sean, al fin y al cabo está basada en leyendas, pero otras… es imprescindible creérselas si se quiere al menos rozar África.

    Si leéis este libro y sentís ganas de emborracharos con vino de palma y probar la sopa de pimienta, yo diría que se ha logrado… algo.

    ResponderEliminar